Limpieza y desinfección profesional de restaurantes

Un restaurante es un negocio en el que la limpieza y la desinfección son factores muy relevantes. Se trata de una zona en la que se manipulan y preparan alimentos constantemente, por lo que una limpieza deficiente puede ocasionar graves problemas. La higiene es fundamental, tanto para la percepción de los clientes que entran en el local como para cumplir con la legislación relativa a la seguridad alimentaria.

Diseña tu cocina para facilitar la limpieza

Una de las mejores maneras de mantener tu local o cocina profesional en unas condiciones óptimas de higiene es la de pensar en ello desde el primer momento. Es decir, desde que te planteas el diseño de la cocina profesional.

Si ya cuentas con una cocina, es probable que no puedas tener en cuenta estos requisitos por tener ya instalado el mobiliario y los electrodomésticos. Pero puede que estés pensando en abrir un nuevo negocio y que aún no hayas montado la cocina profesional de tu restaurante, bar o local de hostelería. O quizás estés pensando en reformar tu cocina actual por completo. En tal caso, hay varias consideraciones que deberías tener en cuenta a la hora de diseñar tu nuevo lugar de trabajo que te facilitarán el mantenimiento de la higiene:

  • Encimeras de acero inoxidable, resistentes a la corrosión y a altas temperaturas. Son una superficie no porosa que impide la acumulación de gérmenes. Por eso es el material elegido para fabricar muchos de los muebles y electrodomésticos en una cocina profesional.
  • Paredes de un material impermeable, ya sea gracias a unos azulejos o a cualquier revestimiento resistente a la acción del agua y la grasa que inevitablemente se acumulará con el paso de los días.
  • Pavimento fácil de limpiar, evitando cualquier losa o superficie porosa que pueda absorber líquidos.
  • Ventanas con mallas o mosquiteras que eviten la entrada desde el exterior de insectos o cualquier animal.
  • Mobiliario elevado del suelo, que permita la limpieza de la superficie de debajo.
  • Lugar con capacidad suficiente para el correcto almacenamiento de la comida.
  • Evitar utensilios de madera y otros materiales porosos, que son mucho más difíciles de desinfectar. Mejor optar por utensilios lisos, fabricados con un material resistente y que facilite la limpieza.
  • Recipientes de basura lavables, accionados con pedal. De esta forma están cerrados a la cocina y el personal puede depositar en ellos los residuos sin necesidad de tocarlos.

Desinfectar una cocina profesional

Hay distintas zonas, superficies y electrodomésticos que requieren un tratamiento específico:

  • Suelos: la limpieza rutinaria eliminará rastros de polvo y restos de comida. Es importante realizar estas tareas frecuentemente para evitar la aparición de insectos o roedores en la cocina. Pero es casi inevitable que se terminen acumulando restos de grasa o manchas complicadas en ciertas zonas, sobre todo si son de difícil acceso. Se debe realizar una limpieza en profundidad cada cierto tiempo, en la que se retiren los muebles y electrodomésticos si es necesario. El producto utilizado debe ser un desengrasante potente, pero que no deje el suelo resbaladizo.
  • Encimeras: de nuevo, el mantenimiento rutinario requiere la retirada de cualquier restos de comida, para después limpiar con un producto desinfectante. Debe tener en cuenta que en las superficies donde se preparan cierto tipo de alimentos, como carnes o pescados, requieren una mayor atención. 
  • Superficies de cocinado: nos referimos a los hornos, frytops, placas, grills y similares. El producto a aplicar debe ser respetuoso con el material en el que están fabricadas estas superficies, para que no pierdan sus propiedades antiadherentes.

Electrodomésticos: el resto de electrodomésticos de una cocina profesional requieren también un tratamiento específico según sus características. Por ejemplo, la freidora debe ser vaciada de aceite y limpiada en profundidad. La campana extractora, una zona en la que se acumula normalmente mucha grasa, se debe desmontar y limpiar con un producto potente. Los frigoríficos y congeladores deben vaciarse periódicamente y limpiar sus estantes y superficie interior de forma minuciosa antes de volver a guardar la comida en su interior.

Programa un mantenimiento y limpieza profesional de tu local

Una cocina profesional se somete diariamente a limpiezas rutinarias para mantener el buen nivel de higiene necesario. Pero hay ocasiones en las que es necesario realizar limpiezas en profundidad. Para ello, cuenta con una empresa de confianza y con amplia experiencia en el sector de la limpieza profesional. Contacta con el equipo de Divel para que se desplacen hasta tu cocina y realicen una limpieza y desinfección completa, incluyendo un tratamiento con ozono para eliminar olores persistentes. Llámanos y solicita tu presupuesto personalizado sin ningún tipo de compromiso.

Pide Presupuesto